El blog de Félix Villafranca | Otro sitio más de Vincentian blogs
5
home,paged,page-template,page-template-blog-compound,page-template-blog-compound-php,page,page-id-5,paged-16,page-paged-16,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-9.5,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
    Sorry, no posts matched your criteria.
Diálogos con Vicente y Luisa / 09.01.2015

Muchas veces se han reunido Vicente y Luisa, a lo largo del año, para dialogar con los miembros de las distintas ramas de la familia vicenciana, muy especialmente con los grupos más representativos de la familia joven vicenciana. La última vez que podemos constatar fue precisamente el 20 de Diciembre pasado: ese día, Vicente y Luisa felicitaban cordialmente la Navidad a nuestros jóvenes vicencianos y les deseaban lo mejor para esas fiestas tan entrañables… Pero, como siempre, Vicente y Luisa no se quedaron en palabras bonitas, tampoco en...

Testimonios de vida / 31.12.2014

Al comienzo del año, bueno será tener puntos de referencia seguros y fiables, para no perdernos en inseguridad del camino, ni en la oscuridad de la duda. Vivimos tiempos oscuros, aventuras arriesgadas, búsquedas ansiosas…, y no vemos el final del túnel… El sol que brilla en Belén, Dios hecho Niño, que asume nuestra condición humana para elevarnos sobre nuestra propia condición contingente, titubeante, ha elegido también sus estrellas, que iluminan y allanan el camino del día a día. Sin ellas, el sol se apaga en un ocaso sin retorno....

Varios / 24.12.2014

Parece que se hubiera tenido una reunión previa para ponerse todos de acuerdo: este año, los que comentamos el sentido profundo de la Navidad en los medios dirigidos hacia el mundo de los creyentes, y de las personas de buena voluntad que empatizan con nosotros, resaltamos, de una u otra forma, que la Navidad es algo permanentemente actual, que la Navidad soy yo, eres tú, es el mundo marginal en cualquiera de sus manifestaciones, precisamente porque el Niño Dios quiso encarnarse en estas realidades marginales de pobreza, de...